viernes, 10 de junio de 2016

Sumisión

Soumission
Michel Houellebecq
Flamamarion
ISBN 978-2-0813-5480-7
300 pp

Michel Houellebecq se convirtió en uno de mis autores preferidos desde que leí Particulas elementales. A partir de ese momento comencé a leer sus novelas y nunca he salido decepcionada. Por eso no es de extrañarse que el día de mi cumpleaños Mr J me regalara el recién salido libro de Soumission.
Este libro salía en librerías a principios de enero del 2014 y para “parodiarlo” la tristemente famosa revista de sátira Charlie Hebdo le dedicó su portada. Todo esto debería haber pasado sin pena y sin gloria, solo que un grupo de fanáticos islamistas decidieron atacar la revista el mismo día (7 enero) que salía en kioscos. Y no solo fue eso, pues el tema del libro parece tan apropiado a la situación que el libro comenzó a venderse como pan caliente, no solo en Francia, sino en toda Europa y el mundo.
Yo recibí el libro el 12 de enero, pero todo estaba tan reciente que no quise leerlo. No quería sentirme influenciada en la interpretación que podría darle al tema. Pues este libro trata de la llegada del partido “Hermanos musulmanes” al poder en Francia, visto desde los ojos de un profesor de literatura. Yo, al no haberlo leído, solo veía el libro como un instrumento más de odio contra los musulmanes (ojo, no solo islamistas como debería de ser). Mr J lo leyó rápidamente y lo único que me dijo fue “Houellebecq no es duro contra los musulmanes, como todo mundo da a entender”.
Así pasó mas de un año, donde desgraciadamente vivimos los atentados del 13 de noviembre, para que yo me sintiera lista. Tengo que decir que comencé a leerlo con muchos a prioris que se fueron derrumbando conforme avanzaba en la lectura. Al final, no se habla mal de los musulmanes, sino de la sociedad occidental que ha perdido los pilares que forjan los valores, la familia y la religión; esto provoca que el pueblo se voltee hacia lo que parece más accesible, la religión musulmana, pues el catolicismo está muy desvalorado a nivel histórico y social. Para la gente que conoce a Houellebech sabe bien que esto es un tema recurrente en sus libros, lo diferente es que ahora los musulmanes llegan al poder y empiezan una especie de “conquista” en Europa. Basándose principalmente en homogenizar los países con la religión, lo cual no parece muy lejos de lo que pasa en África del Norte.  
Lo que me pareció curioso del libro es que todo es visto desde los ojos de un profesor en literatura. El cual ve como en las universidades, laicas por excelencia, cambian hacia escuelas musulmanas patrocinadas por los países del Golfo (como en el futbol)  y los profesores comienzan a convertirse. Esto me pareció absurdo porque para mí la gente “preparada” académicamente no caerá en una religión que parece regresar siglos atrás. Pero todo esto tiene sentido al final del libro.
Houellebecq se burla de políticos, intelectuales, de la religión católica y de los ateos, pero pone sobre todo en evidencia que la religión musulmana somete principalmente a las mujeres al hombre, y al hombre a Dios.
En este sentido, queda más que claro que son las mujeres que pierden todo; son utilizadas como moneda de intercambio y al final están conformes porque sus pequeñas cabezas no las deja pensar más allá que en la casa, los hijos y el sexo. No sé si Houellebecq sea realmente misógino o simplemente representa una triste realidad de las mujeres en países musulmantes, pero es muy duro con la imagen de la mujer.
Sé que este libro se ha vendido muy bien en todo el mundo y la verdad no entiendo por qué. Es un libro muy francés y con esto quiero decir que está muy situado en el sistema político y social de Francia. Los personajes son reales políticos o intelectuales “bien franceses”. En lo personal no lo considero el mejor libro de Houellebecq o aquél con el que se deba comenzar a leerlo.
Aquí les dejo un booktuber que hace un análisis interesante sobre el libro y la política extranjera.

Nos seguimos leyendo






0 comentarios:

Publicar un comentario

En la búsqueda del tiempo perdido, o solo perdiendo el tiempo. Enamorada de los libros y los sueños que nos hacen vivir.

2017 Reading Challenge

2017 Reading Challenge
Ana has read 19 books toward her goal of 30 books.
hide